La forma actual del templo se debe al sacerdote budista Seisetsu, que lo reconstruyó y consolidó hacia el final del período Edo. En el período Meiji, Engaku-ji se convirtió en el principal centro de educación Zen en la región de KantōKosen Roshi y Soyen Shakufueron abades en este período y Daisetsu Teitaro Suzuki estudió bajo su dirección. Aún se ofrecen cursos de Zazen en el templo.

Fuente Wikipedia