Han pasado ya bastantes dias desde la implantacion de la nueva ley antitabaco. Asi pues creo que podemos hacer una reflexión sobre la misma, que alcance y que repercusiones ha tenido.

No pretendo hacer apologia del tabaquismo, que como habito no es de lo mas orgulloso que pueda sentirse un hombre (aqui quiero decir que yo soy fumador). Pero tras la implantacion de la nueva ley, paso de ser una persona que debiera corregir sus habitos a ser un delincuente. Pero no solo en esto afecta la ley a la sociedad.

Hay un sector de la economí­a, fundamental desde hace ya años (algunos recordaran el Tratado de Maastricht), que es el de la Hosteleria. Ya en aquel tiempo, los que veiamos dicho tratado con espiritu critico, intuiamos que España quedarí­a en el entorno de Europa. como huerto y cama de los pasises europeos, hoy, en honor a la verdad, hasta l de huerto esta en entredicho (nunca nos llego la esperada reforma agraria que pusiera a este sector en la importancia que debiera tener). Pero el otro sector economico, el sector hostelero, si que ha crecido y desarrollado.

Las cifras a nivel macroeconomico, pueden ser buenas, pero a nivel microeconomico, es decir, a nivel del empresario de hosteleria que regenta los miles de bares, cafeterí­as, restaurantes, etc, que pululan por nuestra geografí­a nacional, la realidad es otra bien distinta.

Estos negocios no los sustentan los miles de «guiris» (extranjeros) que vienen a pasar unos dias a gozar de nuestro clima, gastronomia, monumentos, etc.

No, estos negocios garantizan sus ingresos regulares gracias a los «parroquianos», y la mayorí­a de ellos eran fumadores, e incluso me atrevo a decir que el cliente habitual que no fumaba «soportaba» al fumador, ya que asi podia pasar un grato agradable de charla, cañita y pincho. Hoy da pena, entrar a un local. El fumador que es cliente entra se toma una consumición y se marcha, antes tomaba dos o quizas tres, pero es que el no fumador hace lo mismo, ya que no encuentra a sus contertulianos. Los ingresos descienden, los despidos pronto se haran notar, y los cierres de locales estan al caer. Y hablo con conocimento de causa, mi esposa trabaja en el sector, y la primera consecuencia que va a sufrir es no poder tomar vacaciones en invierno, porque el empresario no puede cerrar el establecimiento, como venia haciendo hasta ahora, ya que no puede renunciar a los ingresos que dejaba de percibir durante los dias de cierre, y estoy hablando de un local donde trabajan cuatro personas. ¿Si aun asi el empresario continua con esta situación, que sera lo proximo?, no hagais cabalas yo os lo diré, reduccion de la dimension de la empresa……. ¿no os suena?….. lo quereis mas claro…… despidos.  Y de continuar la situación….. cierre del local.Y  en aquellos locales donde la explotacion la lleva directamente el empresario, es decir, no tiene empleados……. pues directamente el cierre.

Con la anterior ley, se daba la opcion de ser un local de fumadores o un local para no fumadores. El 99,99% de los establecimientos optaron por ser locales donde se permitia fumar o adaptaron sus instalaciones para fumadores. ¿Era el empresario tonto?, sinceramente creo que no, ya que si la mayorí­a de la demanda de estos negocios fueran no fumadores, seriamos los fumadores los que desde hace años tendriamos problemas para encontrar un local de hosteleria.

Señores talibacos (talibanes del tabaco), ¿ Por qué me ecuentro bares, cafeterí­as, restaurantes…. vacios?, ¿Por qué no copais en masa los lugares que nos habeis negado para vosotros?. Es más, ¿Por qué no he visto ningun talibaco practicando la iniciativa empresarial de montar un negocio que según vosotros serí­a floreciente y darí­a pingí¼es beneficios?.

A este argumento anterior, ningun talibaco, me ha querido responder, lo mas usual es que redirijan el debate hacia el tema de la salud. y entonces me planteo, ¿es por mi salud, o es por el coste sanitario derivado del tabaquismo?, sinceramente, creo que mi salud, la tuya, la de ningun individuo aisladamente le importe lo más minimo a la administración, si le importa el coste agregado en materia de servicios sanitarios. Asi pues me hago la siguiente cuestión, ¿y quienes serán los proximos en estar afectados por una ley restrictiva, los obesos?. Ojo que este colectivo es mas propenso a accidentes cardiovasculares, uso de la ley de dependencia, y estamos hablando tambien de muchos miles de euros.

Cada dia veo mas en los medios de comunicacion ( pero menos en los medios de ambito nacional, curioso, no) actos de rebeldia contra esta ley, y no lo voy a negar, me alegro, ya que en cierta ocasión escuche que este tipo de leyes, entre sus fundamentos esta el medir el grado de rebeldia de una sociedad. Asi pues, hacemos bien en rebelarnos y exigir nuestro espacio, porque en el fondo lo malo que hago es fumar.

¿Acabará algun dia el problema?, Por supuesto que si, es un problema educacional, sentemos las bases de futuro, pero no coartemos las libertades individuales. Yo creci oyendo durante años: Winston, el genuino sabor americano……regalar tabaco es regalar amistad………etc, etc.

Y si nuestro humo asesina a inocentes, porque no prohibir por decreto el uso de automoviles con motor de explosion interna emitiendo toneladas de CO2 a la atmosfera dia tras dia, porque desarrollar vehiculos con formas de energia no contaminantes, Aaaah, aun no existe esa tecnologí­a, en pleno siglo XXI.

Sabeis que veo yo en elf ondo de este asunto, por muy duro que suene, los talibacos son los neofascistas de este siglo.