Hace pocos dí­as salió en los medios de comunicación cientificos, una lista de 10 especies extintas, cuyo conocimiento de su contenido genético en forma de ADN, podrí­a permitir su «vuelta a la vida». Sandeces siempre en favor de los avances cientificos, pero como no, con su carga de critica satirico-neurastenica de la ciencia ortodoxa en favor de la ciencia infusa, quiere hacer valer su opinión de ampliación de esta lista.

Para ello en primer lugar, abogamos por la restauración a nuestros habitats del «grillo cebollero» que tan alegremente ha amenizado las noches de verano en pueblos y ciudades con su cri-cri monotono y constante durante las calurosas horas nocturnas, impidiendo el normal descanso de las personas, y que hace años que no vemos en ningun paraje de esta nuestra patria. Este animal queremos que se clone, mas que nada por fastidiar.

Otro animal que ha hecho las delicias de nuestra infancia han sido las lagartijas, o acaso nuestros hijos no tienen derecho a divertirse asiendolas por el rabo y contemplando como la lagartija corre sin su rabo que ha quedado convulsionando entre sus tiernos dedos de niño.

El tercero de los animales de nuestra lista serí­a la araña de Canduterio, que tras haber tenido un ejemplar entre nuestras manos, no hemos vuelto a ver ninguno mas.

Y como no, el caballo bipedo de las estepas de Osuna, tambien desaparecido de la faz de las praderas.

Y para terminar, habria que devolver a la vida el homo erectus, dado que segun los ultimos estudios la calidad del semen humano desciende año tras año, a ver si de este modo podemos invertir la tendencia, y volver a ser lo que fuimos.