Si mientras te comes un bocadillo de beicon con panceta, regado con salsa de barbacoa, y experimentas una sensación de vertigo, que parece que todo pasa a tu alrededor deprisa, similar a cuando viajas cuesta abajo en un cochecito por un montaña rusa, creyendote Fernando Alonso en el Mundial de Formula Uno, eso es que:

HAS CONFUDIDO LA VELOCIDAD CON EL TOCINO….. INDIOOTAA